Innovación, creación, invención

                                   EL ARTE DE LA MOTIVACIÓN * por Horacio Krell

 


 

 

INNOVACIÓN, CREACIÓN, INVENCIÓN

 

Albert Einstein dijo "La imaginación es más importante que el conocimiento", "formular preguntas y posibilidades nuevas, ver problemas antiguos desde un ángulo nuevo, requieren imaginación e identifican el verdadero avance en la ciencia".

 

La imaginación pone en acción al conocimiento, que es estático hasta que se lo aplica: la creatividad  es el proceso que genera las ideas, la invención construye con ellas un prototipo, la innovación lo lleva a la práctica. Cuando una idea creativa se usa en marketing el invento se transforma en  un negocio.

 

La creatividad es fuente de variedad y multiplicidad. La invención y la innovación se basan en ella; la invención es altamente creativa pero a menudo poco práctica, sin embargo la materializa. La innovación suma a lo múltiple de la creación  y a lo concreto del invento,  el elemento que les da vida:  diseña y transporta a los mercados los productos que la gente necesita.

 

Las góndolas están llenas de productos con pequeñas innovaciones. La competencia entre los innovadores genera interrogantes: ¿vale la pena invertir para ganar poco?, ¿porqué  el 80 % de los nuevos productos fracasa?

 

Para evitarlo,  la investigación de mercado no debería preguntarle al cliente cómo mejorar tal o cual producto, sino orientarse a solucionar los problemas que le cuesta resolver. Hay que convencerse que no compramos productos, contratamos soluciones. Los clientes, según Theodore Levitt, no quieren un taladro de un cuarto de pulgada. Lo que quieren es un agujero de un cuarto de pulgada.

 

La clave está en anteponer la situación, el contexto humano, al análisis del producto, investigando  y descubriendo los hábitos del cliente en lugar se preguntarle cómo piensa que se lo podría mejorar. La innovación contará así con una estrategia orientada al mercado, que agrega valor y crea el futuro.

 

Como dijo Alan Kay la mejor forma de predecir el futuro es inventarlo. La creatividad comercial no es como la artística; se proyecta hacia el mercado, si sólo vale para el creador no sirve. La idea comercial innovadora  es original, crea valor y es viable. No es un acertijo, es inteligencia aplicada a la realidad. La cultura de la innovación asocia las fortalezas que se poseen con la selección de desafíos importantes y motivadores.

 

Los grandes jugadores de la economía  son conservadores para arriesgar porque temen perder. Esta es la oportunidad para los especuladores de riesgo para asociarse  con los pequeños innovadores. La innovación  radical o conceptual es la que llega a la raíz de la necesidad, revoluciona en lugar de avanzar paso a paso  y es audaz en la visión que propone, por lo que requiere también capacidad para comunicarla.

 

Para aprender sobre innovación hay dos caminos: descubrir posibilidades y límites en el mismo momento en que se innova,  y también observando qué hace la competencia o simplemente lo que ocurre en  otros sectores de la economía y de la sociedad.

 

La innovación tiene dos caras: es un proceso de cambio y  es un resultado, pero no todo cambio es innovación. La organización innovadora  promueve el desarrollo del músculo innovador para que  ocurra como resultado la innovación. Las políticas, estrategias y acciones son los procesos de generar y adoptar innovaciones para crear  ventajas competitivas y resultados.

 

Se trata de que la gente participe, de reducir la burocracia, de capacitar , de buscar talentos de adentro o de afuera, de descentralizar el poder, de lograr la satisfacción en el trabajo, de obtener mayor comunicación y acceso a la información, de rotar a los individuos por puestos claves, de delegar las decisiones y compartir beneficios. Si las personas no tienen  problemas para resolver , no pueden desarrollar su creatividad.

 

Juguetear con la innovación es actuar como un amateur, que ama lo que hace y no como el profesional que hace solamente porque le pagan. Es la tarea del jugador pequeño de la innovación, el que utiliza  un código abierto para trabajar por amor al arte como ocurre en internet con los blogs personales o  las  web abiertas que se cualquiera puede modificar.

 

Al invertir en innovación lo importante y difícil es discriminar la señal del ruido. ¿Qué es moda y que es transformación?¿Cómo se pueden conocer las tendencias actuales?  No basta con analizar y extrapolar los datos, porque el futuro siempre difiere del pasado. Para saberlo no hay nada más práctico que una buena teoría,  que provea soluciones simples, efectivas y de bajo costo. Hay que aprender a mirar y buscar.

 

La innovación exitosa es mucho más que descubrir o inventar algo nuevo, la idea debe conquistar al mercado masivo, modificar los hábitos de la gente y debilitar a los competidores. Los grandes jugadores de la innovación  deben alimentarse del pequeño innovador que empieza colonizando mercados. Para ello deben ayudarlo  corriendo  el riesgo de apoyarlo, para  luego consolidar la innovación aprovechando sus ventajas estratégicas y competitivas.

 

El innovador se basa siempre en los atributos técnicos de su propuesta, el consolidador apunta a mejorar la calidad y precio. Para ello se asocia o se  une al carro de otros triunfadores mediante alianzas estratégicas múltiples que favorecen la comercialización, la fabricación o la publicidad de la innovación.

 

Para innovar se necesitan ideas,  conocimientos, relaciones, talento, entusiasmo, perseverancia, trabajo. Como dijo el más grande inventor de todos los tiempos, Tomás Alba Edison,  el genio es un 10% de inspiración y un 90 % de transpiración.

 

LAS CONDICIONES PARA LA INNOVACIÓN

   

  Favorables Desfavorables  
  Buscar sistemáticamente oportunidades en el conocimiento, contactos, demografía, mercado, datos. No generar capacidad de innovar, ir detrás de los sucesos o de las ideas.  
  Salir , observar, viajar , participar en exposiciones y eventos, leer. Que las ideas para innovar sean solamente las propias.  
  Solucionan un problema concreto, no diversos problemas. Se requiere gran  capacidad para aplicarlas y para usarlas.  
  Comienzan por algo pequeño. Intentan resolver varios problemas a  la vez.  
  Buscan el liderazgo, no calentar la pava para que otros se tomen el mate. Pensar para el  futuro y no para el presente.  

 

* El doctor Horacio Krell es el director de Ilvem. Comuníquese con el  doctor Horacio Krell  para aprender sobre innovación escribiendo a  horaciokrell@ilvem.

 

 

Banderas Países
Bullet Contáctenos linea

Hacenos tu consulta!
Completá el formulario y te
responderemos a la brevedad!


Muchas Gracias!

ó llamanos al
+5411 3220 5526
Llamanos
 
Bullet Redes Sociales linea
iconos redes sociales


Dirección:
Mansilla 3037 PB - (C1425PBK)
Capital Federal - Buenos Aires - Argentina


Powered by Eurofull