La ostra sabe convertir granos de arena en perlas, cuando accidentalmente el viento o cualquier otro factor hace ingresar la arena en su cuerpo.


CONVERTIR GRANOS DE ARENA EN PERLAS

 
  * Dr Horacio Krell. Director de Ilvem.

La ostra sabe convertir granos de arena en perlas, cuando accidentalmente el viento o cualquier otro factor hace ingresar la arena en su cuerpo.

Una ostra que no ha sido herida no genera perlas. Las perlas son el producto del dolor, el resultado de la entrada de un grano de arena. En la parte interna de la ostra se encuentra una sustancia lustrosa llamada nácar. Cuando un grano de arena penetra en la ostra, las células lo cubren con capas de nácar para proteger el cuerpo indefenso. Como resultado se forma una perla. Una ostra que no haya sido herida, no produce perlas; la perla es una herida cicatrizada.

Convertir granos de arena en perlas humanas. El hombre moderno basa su estructura cerebral en el  hemisferio izquierdo, patrón de los conceptos, descuidando al derecho que lo conecta con las emociones y los instintos. En el plano externo perdió el olfato para descubrir oportunidades. Un piloto automático lo protege de la invasión de los estímulos, pero no le permite mantener una interfase creativa con la realidad.

El hombre recibió 3 grandes  heridas a su narcisismo: cuando Copérnico descubrió que la Tierra no era en el centro del universo, cuando Darwin demostró que descendemos de los simios y cuando Freud detectó que la conducta responde a factores inconscientes. La nueva herida es su disminución frente a la tecnología y el deterioro de los sectores sociales más débiles que son  excluidos del sistema por la lógica abstracta del mercado.

Condiciones de educabilidad. Hay condiciones mínimas para lograr una existencia decorosa: alimentación, vivienda, salud, trabajo, seguridad y familia. El segundo factor que debe asegurar la educación es la resiliencia, que implica fortalecer la capacidad interna ante las situaciones difíciles y recuperar el optimismo para superar determinismos sociales, biológicos o culturales.

Se trata de pensar en qué se va a hacer cuando se salga de la crisis, de poder formular una explicación de lo que le pasa y de tener vínculos con personas que favorezcan la autoestima y la confianza. La prioridad debe estar en imaginar el cambio posible, en la enseñanza de la lectura y la escritura, en sostener un proyecto de vida para lo cual deberán conocer sus fortalezas y debilidades y sentir que sus maestros confían en que podrán enfrentar los desafíos.


Lo que
no te mata te fortalece. No es una ventaja segura nacer en cuna de oro,  puede durar poco. Aguante, resistencia, son los factores claves. El éxito ya no depende sólo del deseo, sino de la resiliencia: la capacidad de reinventar las estrategias cuando las circunstancias cambian o se complican. La resiliencia estratégica no consiste en reaccionar o recuperarse de un revés. Se trata de anticiparse  y no sólo de adaptarse. Hay que superar el desafío cognitivo de eliminar la negación, la nostalgia y la arrogancia; el estratégico de crear experimentos tácticos pequeños; el político de reubicar las fortalezas donde produzcan más beneficio; y el desafío ideológico de entender que la renovación es tan importante como la optimización.

Si mil veces repetimos "no sirvo" o “no puedo”, nos enfocamos en lo negativo, y le restamos importancia a lo bueno y ocurrirá lo que damos por cierto. La mente tiene la capacidad autosugestiva de transformar en acto lo que acepta. También afectamos al entorno diciéndole a alguien que es un tonto, porque lo programamos para reforzar esa autoimagen.

Fue  Ford quien dijo: siempre tenemos razón: "si pensamos que nos irá bien o mal". Lo que sirve es aprender a sugestionarse para convertir granos de arenas en perlas, como lo son las buenas ideas. Ser feliz es sostener pensamientos positivos y emociones constructivas.

La treta de los débiles es  negociar su sobrevivencia en redes cooperativas, educando hacia la colaboración que incremente su capital social  y que desarrolle y aplique su capital intelectual.

La resiliencia debe transformar  debilidades y amenazas en fortalezas y triunfos y hacer del defecto una virtud. Los pilares deben ser los “Maestros con Mayúscula”, que enseñan que el éxito  no se mide por el logro sino por los obstáculos y que el problema es una oportunidad.


Quizás alguna vez nos hayamos lastimado con palabras hirientes o fuimos acusados de decir cosas que no dijimos. Quizás  nuestras ideas fueron mal interpretadas o muchas otras cosas pudieron pasar. Pero en lugar de cultivar resentimientos dejando heridas abiertas, alimentando sentimientos pobres que impiden que las lesiones cicatricen, o dejar muchas “ostras vacías” porque no han sido heridas, o porque no hemos sabido perdonar; será mucho mejor comprender y transformar el dolor en amor. Por eso te propongo que en  lugar de criticarnos por todo lo que nos separa que trabajemos juntos y  ¡produzcamos muchas perlas!

* Dr Horacio Krell. Director de Ilvem. Secretario de rel. internacionales de UAF Unión Argentina de Franquicias y propulsor de UP Unión de Permutas. Consultas horaciokrell@ilvem.com.
 
Ilvem es una entidad educativa cuya misión es el desarrollo de la mente humana en el marco de la teoría de las inteligencias múltiples (espiritual, emocional, intelectual, creativa, artística, estratégica, corporal, social, comercial, comunicacional y digital).
 
Informes en www.ilvem.com o al teléfono 48215411. 



print.gif  friend.gif  

Escribir un comentario

  
Banderas Países
Bullet Contáctenos linea

Hacenos tu consulta!
Completá el formulario y te
responderemos a la brevedad!


Muchas Gracias!

ó llamanos al
+5411 4827 5374
+5411 5422 4742
+5411 2334 5420
+5411 3220 5526
 
 
 
Llamanos
 
Bullet Redes Sociales linea
iconos redes sociales


Dirección:
Mansilla 3037 PB - (C1425PBK)
Capital Federal - Buenos Aires - Argentina


Powered by Eurofull Mendoza