lanacioncom.gif
 

Pagina nueva 1

Un clamor social y político de hoy, anticipado por Bergoglio

Por  | LA NACION

 

El reclamo de la Iglesia por una plena vigencia de la división de los poderes en la Argentina y la necesidad de afianzar la calidad institucional, en un momento de extremada tensión política, no es una voz aislada de los obispos.

Expresa la síntesis de las coincidencias y preocupaciones que, a lo largo de tres días, plantearon representantes de los sectores políticos, judiciales, empresarios y sindicales convocados por la Comisión de Pastoral Social para determinar las deudas pendientes en estos 30 años de democracia. Además, llama a un "firme compromiso con los más pobres".

Mal que le pese al Gobierno, varios oficialistas hicieron sus propios aportes. Los gobernadores Daniel Scioli y Juan Manuel Urtubey, el presidente de la Cámara de Diputados, Julián Domínguez, y el metalúrgico Antonio Caló, jefe de la CGT kirchnerista, dieron su visión en la Semana Social, realizada en Mar del Plata, y compartieron reflexiones y gestos con referentes de la oposición, como Ricardo Gil Lavedra, Hugo Moyano, Graciela Ocaña, Víctor De Gennaro y el juez Eduardo Julio Pettigiani, ministro de la Suprema Corte de Justicia bonaerense, entre otros. Entre las señales más intensas que permitió la convocatoria episcopal se destacaron el abrazo entre Moyano y Caló, bregando por la unidad sindical a la luz de todo el mundo, y la cita que Scioli eligió para recordar al papa Francisco, cuando dijo que "la unidad debe superar los conflictos".

La presencia del propio pontífice argentino sobrevoló en el encuentro mediante un mensaje enviado por el secretario de Estado, cardenal Tarsicio Bertone, y que el obispo Jorge Lozano, presidente de Pastoral Social, incluyó en el documento final. Con sus palabras, el Santo Padre llamó a revalorizar el sistema democrático y pidió que "se evite su instrumentalización por intereses partidistas y lógicas de poder". A nadie escapa hoy que la palabra de la Iglesia en la Argentina se amplifica a partir de la elección del papa Francisco.

El documento de la Iglesia recuerda, además, que "la promoción de políticas públicas es una nueva forma de opción por nuestros hermanos más pobres y excluidos". Tanto esta expresión como la referencia a la necesidad de "la plena vigencia de la división de los poderes republicanos" fueron recogidas de un documento que el Episcopado argentino redactó en el año 2008, con motivo de la proximidad del Bicentenario, y en el que se reconocen los trazos y pinceladas de Bergoglio.

La necesidad de incrementar el diálogo y la amistad social, a la luz de recientes y recurrentes conflictos, aparece como una de las preocupaciones más apremiantes en la visión de la Iglesia. Además, para mostrar que la agenda de problemas que afectan a los argentinos va más allá de la que se intenta imponer desde el sector político, los obispos de la Comisión de Pastoral Social señalaron algunas deudas pendientes, como la problemática de la tierra (pocos días después de que el papa Francisco recibió al líder de los qom, Félix Díaz, con quien la Presidenta no se quiere reunir), la crisis de representación de los partidos políticos, la cantidad significativa de jóvenes y adolescentes que tienen el secundario incompleto y la necesidad de fortalecer el compromiso público. Temas que se desarrollaron en mesas paralelas a la presentación de los dirigentes políticos y sociales.

Cuando faltan 42 días para las elecciones internas abiertas del 11 de agosto, la Iglesia advirtió que "una auténtica democracia no es sólo resultado de un respeto formal de las reglas, sino que es el fruto de la aceptación convencida de los valores que inspiran los procedimientos democráticos". Señaló, en ese sentido, que dichos valores son "la dignidad de toda persona humana, el respeto de los derechos del hombre y la asunción del bien común como fin y criterio regulador de la vida política".

Además de monseñor Lozano, participaron activamente en el encuentro y en la redacción del documento el obispo emérito de San Isidro y ex presidente de Pastoral Social, monseñor Jorge Casaretto; y los obispos de Lomas de Zamora, Jorge Rubén Lugones (jesuita), de Río Cuarto, Eduardo Martín, y de Mar del Plata, Antonio Marino, anfitrión del encuentro.

 

Comentario de Horacio Krell

Para Lincoln democracia es el gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo. El pueblo no delibera ni gobierna, sino por medio de sus representantes y autoridades creadas por la Constitución. Ese poder constituido nace del Poder Constituyente y le da al pueblo una organización. Es un poder derivado, limitado y regulado. Lord Acton afirmó que el poder corrompe y el poder absoluto corrompe absolutamente. Hay otros derechos además de votar: a la vida, integridad, honor, familia, propiedad y justicia, derechos que garantizan los jueces de la ley y no los del poder. No hay democracia sin estado de derecho. Los que juran hacer cumplir la Constitución no deben violarla. Los jueces no gobiernan, impiden que, so pretexto del voto popular, el ejecutivo dicte sentencias y domine a la justicia. La voluntad popular precisa límites. En Malvinas a Galtieri lo apoyó el 80% del pueblo. El populista sabe cómo manipular a la opinión pública: proclamando fines nobles y utilizando métodos perversos.




print.gif  friend.gif  

Escribir un comentario

  
Banderas Países
Bullet Contáctenos linea

Hacenos tu consulta!
Completá el formulario y te
responderemos a la brevedad!


Muchas Gracias!

ó llamanos al
+5411 4827 5374
+5411 4821 5411
+5411 5422 4742
+5411 3220 5526
 
 
 
Llamanos
 
Bullet Redes Sociales linea
iconos redes sociales


Dirección:
Mansilla 3037 PB - (C1425PBK)
Capital Federal - Buenos Aires - Argentina


Powered by Eurofull Mendoza